Vari Caramés. ‘Algo, nada, siempre’

‘Algo, nada, siempre’, la exposición que ocupa estos días, hasta el próximo 24 de abril, la sala de exposiciones Canal de Isabel II en Santa Engracia, ofrece una completa retrospectiva por la obra de Vari Caramés (Ferrol, 1953), “un discurso lo suficientemente abierto, flexible y sin límites” que aborda los temas -y los estilos- que trata en sus fotografías.

Se trata de un conjunto de fotografías que, incluso más allá de los temas, propone una suerte de juego mágico en el que aprehender cada aspecto de la realidad (y de la no realidad) a través de unas tomas muy heterogéneas en temas y en estilos cuyo nexo, amén del propio ojo del fotógrafo, es la “calma”, como señala Nerea Ubieto, una de las comisarias de la muestra.

Son las “barreras permeables”, que apunta Ubierto, en las que la primera parte de la exposición se manifiesta en imágenes que tocan el surrealismo con sus contornos desfigurados, superficies en las que, como el mismo título de la muestra, no se ve nada, lo que obliga a un ejercicio de imaginación del espectador. Se invita a la calma, a la reflexión y, por qué no, al aspecto lúdico que consiste en ver una foto donde –nuevamente- no parece haber más que eso, la nada.

Ayuda a esta sensación de cierta desorientación las imágenes desenfocadas que copan otra de las plantas de la vieja torre de agua de Santa Engracia. En ellas ya sí resultará más sencillo afinar el ojo y adivinar contornos. Es entonces cuando se recibe el impacto de fotos que anclan su existencia a lo más cercano y cotidiano: escenas del día a día con las que podemos reinterpretar la serie previa o prepararnos para el resto del material expuesto.

Porque temas como la memoria, el tiempo, el silencio o la recurrencia de ángulos diferentes y texturas inéditas está en el fondo incluso del resto de fotos que podrían ser más convencionales pero que, como en casi todo lo demás, busca subrayar la atemporalidad de la mayoría de hechos que suceden a nuestro alrededor, tomar un café, pasear por una playa o disfrutar de un día de domingo.

De alguna manera, a toda la sensación general colabora de una forma traviesa la misma arquitectura del edificio. Y es que a medida que ascendemos por la vertiginosa escalera esas fotos van aclarándose, definiéndose, queriendo salir a la superficie.

“No me veo ni muy pintor, ni muy fotógrafo, ni muy artista, ni muy nada”, reconoce Caramés, “esa forma de pensar tan gallega la llevo hasta el límite. ¿A dónde voy a llegar? No lo sé […] Es mejor no saberlo porque ese mismo misterio es un camino también interesante”.

2 comentarios en “Vari Caramés. ‘Algo, nada, siempre’

  1. Hola,

    Conocí a Vari en la 8ª edición de Formentera Fotográfica, una gran persona, sencillo y amable, detrás de esa sencillez hay un gran artista.
    Cuando vi su trabajo me quede enganchado, para mí su obra tiene el poder de descubrir cada día nuevos matices, son fotografías vivas que requiere una visión pausada que invita a reflexionar.
    El pasado sábado me desplace de Barcelona a Madrid para disfrutar de la exposición, aproveche para ver dos exposiciones más, la de Perez Siquier en el círculo de Bellas Artes y la de Jorge Ribalta en la Mapfre y acabe la maratón en la galería de Blanca Berlín comisaria de la exposición de Vari Carames.
    Un día intenso, muy bien aprovechado.
    Salut.

    Toni López

    1. Hola Toni, muchas gracias por el comentario! La verdad es que hiciste un tour muy intenso, dede luego, no podía estar mejor aprovechado, jejeje.
      La de Ribalta la he podido ver ya también pero el resto las tengo pendientes así que gracias también por las recomendaciones!

      Un saludo!

Responder a Toni L Cancelar la respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s